¿Por que realizar la sesión preboda?

Tips y curiosidades - Comentar -

 

Pasar una tarde agradable y romántica con tu pareja, con el objetivo de tener fotos los dos juntos, no es solo una grata experiencia, sino que, aporta muchas ventajas para vuestro día B, como disponer de detalles personalizados. 

Si la sesión preboda es algo que no contemplais, os voy a dar unas razones para que os acabe gustando. 




Es una ocasión para conocernos mejor. Este sesiones se hacen sin prisas, de forma relajada, lo que hace que se cree un vínculo entre nosotros. De esa manera, conoceréis mi forma de trabajar, sabré vuestros gustos a la hora de realizar mi trabajo, e intercambiaremos consejos, y dudas, para que el Día B sea todo un éxito. En este día, si el tiempo lo permite, me gusta sentarme con vosotros a tomar una coca cola, ver inquietudes, miedo, y serviros de ayuda para todo lo que está por llegar. 

 

Perder la vergüenza. Muchas parejas, no les gusta posar para fotos, o le da vergüenza, pues es la mejor ocasión para perder ese miedo, y encontraros muchas más seguros. Un alto porcentaje de mis parejas, agradecen la sesión preboda, por que aunque eran reacios a hacerla, después se han sentido mucho más agusto y relajados el día B. 


Detalles para vuestra boda. Es una buena opción para sorprender a vuestros invitados, y hacer más personal vuestra boda. Tener material gráfico, os facilitará mucho la tarea de elegir detalles originales. Tened en cuenta que tendréis una gran variedad de imágenes, en  varias situaciones, expresando diferentes emociones, y además será un recuerdo que guardareis toda la vida.


Un rato divertido. Tened en cuenta, que estas sesiones, se programan para un día, que podréis pasar juntos, disfrutando de una experiencia nueva. En una excusa para aislaros, y pasar una rato juntos, bajo un clima distendido, romantico, y agradable, que seguro, que despues de meses preparando la boda, estáis deseando tenerlo. 

 

Descubrir vuestros gustos. Tanto durante la sesión, como cuando os enseñemos el trabajo final, iré sabiendo vuestros gustos, que tipo de imágenes os gustan, los colores, todo. Y esto es algo que determinará mi forma de trabajar el día B, y se personalizará mucho más vuestro reportaje. 

 

No tienen que asustaros estas sesiones, ya que tienden a ser un día de risas y diversión, que os ayudará a saber cómo soy, cómo trabajo, además de tener material para la decoración de la boda, por ejemplo. Así, cuando llame a vuestras puerta, os sentiréis mucho más agusto y tranquilos, y estoy seguro que disfrutareis mucho más del día de vuestra boda. 

Ver anterior Ver siguiente
Últimas entradas
Categorías